Chesa

En el Somontano, a estas tierras de yesos se las denomina “chesas”, y dado el marcado carácter que imprime al vino, éste toma su nombre.

El terreno de “chesa” aporta a las uvas características especiales como un vigor bajo, bajo rendimiento, maduración óptima, pequeño tamaño de grano y una gran proporción de hollejos, donde se encuentran las substancias nobles de la uva, como son los taninos dulces, antocianos y aromas.

Mostrando el único resultado